Ir al contenido principal

Un día en la vida: Cómo Medicare lo ayuda a mantenerse sano fuera del consultorio del médico

Color portrait of Karla Pope Por Karla Pope

Hace cinco años, a Gloria Warman le diagnosticaron prediabetes e hígado graso. Los diagnósticos fueron una llamada de atención. Sabía que tenía que hacer algo para mejorar su salud. Por eso, cambió su estilo de vida: comenzó a hacer más ejercicio y a seguir una dieta más nutritiva.

Al hacer ejercicio de forma constante y adoptar hábitos alimentarios más saludables, Gloria bajó 47 libras en un año. En la actualidad, ya no es prediabética ni tiene hígado graso. De hecho, es una mujer fuerte, sana y está entusiasmada con su nuevo estilo de vida activo.

Cuando se enteró de que cumplía con los requisitos para inscribirse en Medicare, Gloria analizó la forma en la que sus nuevos beneficios podrían ayudarla a mantener un estilo de vida saludable. Asistió a un seminario donde aprendió a aprovechar al máximo los beneficios del plan Aetna Medicare Advantage. También supo que Medicare podría ayudarla a solucionar determinados problemas de salud y que le podría ofrecer otros beneficios para poder transitar el camino hacia una mejor salud.

Para Gloria, eso significaba lo siguiente:

  • Una membrecía en un gimnasio.
  • Oportunidades para conocer personas.
  • Ciertos artículos de venta libre.
  • Acceso a exámenes de salud.
  • Traslado de ida y vuelta a las citas con el médico.

Tenga en cuenta lo siguiente: Muchos planes Medicare Advantage incluyen estos beneficios; consulte su plan para ver qué se encuentra disponible para usted.

Entender su plan de salud desde el principio y la forma en la que los beneficios podrían contribuir para que alcanzara sus objetivos de salud le permitió a Gloria cuidar su salud. “Los beneficios de la membrecía en el gimnasio, el transporte y los exámenes de salud me vienen muy bien”, comenta. “Me dan el apoyo que necesito para seguir encargándome de mi salud en general, tanto física como mentalmente, a medida que envejezco. Pero lo que realmente me ayuda a mantenerme sana son los beneficios de cuidado preventivo. Conocer estos beneficios y, sobre todo, usarlos de forma constante, marcó una gran diferencia en mi vida”, cuenta. “Me ayudan a mantenerme sana día a día”.

Veamos cómo aprovecha estos beneficios para mantener la mente y el cuerpo sanos entre las visitas anuales al médico de cuidado primario.

Gloria working out on a fitness machine

Mantenerse activa

El plan Medicare Advantage de Gloria incluye el beneficio Silver Sneakers®, que usa para pagar su membrecía en 30 and Out, un gimnasio para mujeres cerca de su casa. “Es una de las cosas más importantes de mi seguro médico”, afirma. Con el tiempo, Gloria adoptó una rutina de ejercicios consistente. Va al gimnasio dos veces por semana para hacer un circuito de entrenamiento de 30 minutos. Apenas termina esa clase, hace otra que se centra en el entrenamiento de la fuerza, la flexibilidad y la resistencia.

Hacer ejercicio no solo ayuda a Gloria a mantenerse en forma, sino que también mejora su estado de ánimo. “El ejercicio me hace sentir bien”, explica. “Espero con ansias que se haga la hora para ir al gimnasio. A veces, me levanto a la mañana y digo: ‘Ay, no quiero ir’. Pero luego, cuando voy, me siento muy bien”.

Gloria chatting with female friends

Interacción con amigos

Ir al gimnasio dos veces por semana no solo mejoró la salud física de Gloria, sino que también le permitió tener una vida social más activa. Además, como varios estudios lo han demostrado, participar de actividades sociales es bueno para la mente y el cuerpo, sobre todo a medida que envejece. Sus amigas del gimnasio hacen que los entrenamientos intensos sean más divertidos y ya forman parte de su círculo social. De vez en cuando, se reúnen para almorzar en un restaurante local y suelen asistir juntas a eventos comunitarios. “Nos reunimos para hacer cosas en la zona, como ir a festivales y eventos especiales que se realizan en el parque los días festivos”, cuenta.

Gloria at door receiving a package

Envío de artículos de venta libre a domicilio

El tiempo y el dinero son recursos valiosos, y Gloria busca formas de maximizar ambos. A menudo usa los beneficios de artículos de venta libre que le ofrece su plan, a través de los cuales le envían a domicilio, sin costo adicional, algunos artículos de uso cotidiano, como vitaminas, protector solar y medicamentos para resfríos y alergias.

Gracias a este beneficio, puede cuidar su salud general entre las visitas al médico. Además, es conveniente. “Como me envían estos artículos a domicilio, puedo comprarlos en la comodidad de mi hogar durante mi tiempo libre”, comenta. “Esto me permite hacer otras actividades que me gustan con mi familia y amigos. También puedo ahorrar y destinar ese dinero a otros gastos”.

Gloria reading papers

Acceso a exámenes de salud.

Los exámenes generales de salud son muy importantes a la hora de detectar y prevenir afecciones, enfermedades crónicas y otros problemas de salud. Para algunos exámenes, ni siquiera es necesaria una remisión. Para Gloria, poder acceder a determinados exámenes, como las pruebas de densidad ósea y las mamografías, le genera una sensación de seguridad. “Me pongo muy ansiosa cada vez que programo una cita para hacerme una mamografía, pero me siento más aliviada cuando los resultados son negativos”, cuenta. “Poder hacerme esa prueba me da tranquilidad”.

Gloria riding in back seat of a car

Transporte

Cuando llega la hora de programar la evaluación de salud anual con su médico de cuidado primario, Gloria aprovecha otro beneficio que le ofrece su plan de salud: el transporte. Este servicio les facilita a los miembros ir a las citas con el médico y luego volver a sus casas. “El consultorio de mi médico de familia se encuentra a 27 millas de distancia y es muy difícil estacionar allí”, explica. “A pesar del tráfico y todo eso, este beneficio hace que viajar sea más fácil. El conductor incluso se detiene en la farmacia de camino a casa si necesito algún medicamento con receta. Es un beneficio maravilloso”.

Gloria sabe que el camino hacia una buena salud no es una carrera de velocidad, sino un maratón. Y que no basta con una sola visita al médico. “Cuidar el cuerpo y la mente con inteligencia y seriedad es un compromiso que uno asume para toda la vida”, afirma. “Los beneficios de mi plan de salud me brindan la oportunidad de lograrlo”.

Sobre el autor

Karla Pope es escritora, editora y bloguera sobre estilos de vida desde hace mucho tiempo. Le gusta explorar la ciudad de Nueva York junto con sus dos hijos pequeños. Cuando no va a alguno de los tantos puntos de interés cultural de la ciudad, se queda en casa a descansar con su esposo. Además, Karla está intentando agregar más opciones saludables a su plan de alimentación, que ya incluye mariscos, arroz y vegetales todos los días.